984 29 18 02 info@sinfinenergy.com

Buenas noticias para las energías renovables. Después de la desaceleración del año pasado, todo parece apuntar a que 2019 cerrará con las mejores cifras de los últimos cuatro años. Según los datos que maneja la Agencia Internacional de la Energía , la capacidad instalada aumentará un 12%. Traducido en números, hablamos de unos 200 GW.

El motor de este crecimiento será la energía solar. Se espera que suba un 17% con respecto a 2018, lo que quiere decir que llegará a los 115 GW. Gran parte de este repunte se debe a la disminución de los costes, a que las instalaciones son más eficientes y al cambio de mentalidad de los gobiernos, tal y como apuntan desde el organismo con sede en París.

¿Son suficientes 200 GW para cumplir con los objetivos fijados en el Acuerdo de París sobre el cambio climático? Lo cierto es que no, pues de aquí a 2030 se necesita generar al menos una capacidad anual de 300 GW. Si al final de 2019 se confirman las cifras, para el año que viene tendría que producirse un aumento del 150%.

España impulsa la energía solar

Pero vamos paso a paso. De momento, nos quedamos con las buenas noticias para el sector de las renovables. Sobre todo, en lo que se refiere a España. El IEA ha puesto a nuestro país como ejemplo de producción de energía solar.

El organismo asegura que somos unas de las naciones que está contribuyendo a que las cifras aumenten (en Europa somos líderes), junto con Vietnam, India, EEUU y Japón. En cambio, China ha pasado de ser locomotora a pisar el freno.

La energía eólica también se mueve rápido. Se prevé que las instalaciones onshore aumenten un 15% este año. Las gracias en este caso hay que dárselas a Estados Unidos.

 

¿Qué ocurre con la energía hidráulica?

La energía hidráulica, la que mueve nuestro hidrotornillo , también tendrá un papel importante. Las últimas modificaciones efectuadas en el New Energy Outlook de Bloomberg apuntan a que en el año 2050 un 70% de la energía mundial procederá de fuentes renovables.

La energía eólica y la solar coparán el 50% del total, por lo que la energía hidráulica también estará ampliamente representada.

De hecho, la Asociación de Empresas de Energías Renovables acaba de publicar su Estudio del Impacto Macroeconómico de Energías Renovables en España. Una de sus conclusiones es que el mayor crecimiento del sector se ha dado en la energía eólica, seguida de la fotovoltaica, biocarburantes, minihidráulica, geotermia, marina, solar térmica y minieólica.

 

En 2018, las energías renovables cubrieron el 15,1% de la energía total en España. Actualmente, el sector aporta el 0,87% del PIB nacional.

 

A %d blogueros les gusta esto: